‘La inseguridad en Ciudad Victoria ya no es una percepción sino una realidad’

0
2349

Por José Gregorio Aguilar

Ciudad Victoria, Tamaulipas.- Aumentar el número de policías en las calles  no es la solución para acabar con la inseguridad  que se ha apoderado de la ciudad, afirmó el regidor Miguel Ángel Rodríguez Bueno.

Consideró que solo mediante la implementación de estrategias de inteligencia novedosas se podrá enfrentar con mayor éxito los índices delictivos que se comenten en Ciudad Victoria.

“Pueden poner mil policías más y la inseguridad puede seguir; yo creo que aquí se trata de estrategias y de que las instituciones encargadas se pongan a pensar que se necesita más inteligencia que numerario en fuerza”.

El presidente de la  Comisión de Seguridad Pública en el Cabildo de Victoria comentó que en cierta forma la gente ya se acostumbró a vivir con temor, y una vez que concluye  su jornada laboral ya no quiere salir en la noche por los riesgos que pudieran presentarse.

“Creo que ya volvimos a lo de antes, cuando la gente salía de su casa para ir al trabajo y del  trabajo regresaba a casa y ya no salía; se encerraba porque no quiere salir de noche debido a que no sabe lo que pueda pasar”.

Anteriormente la percepción ciudadana era que la inseguridad había aumentado y ahora no es una percepción sino una realidad;  es un  tema bastante difícil que también ha afectado la vida comercial y ha puesto en  riesgo la llegada de inversiones, agregó Rodríguez Bueno.

Insistió en que aumentar el número de policías o incluso involucrar al Ejército en las  tareas de prevención  no es la solución para acabar con la violencia y la delincuencia, en cambio, aplicar una estrategia inteligente podría ser factor de cambio.

Recordó que el control de la seguridad en Victoria pertenece al Estado, por lo que tendrían que ser los representantes del llamado Mando Único los responsables de modificar o implementar nuevas estrategias encaminadas a  recuperar la seguridad en la capital de Tamaulipas y devolver a los ciudadanos la paz y tranquilidad que tanto reclaman.

“Aquí existe un Mando Único y el Ayuntamiento apoya, para nosotros es una limitante pero trabajamos de la mano con la autoridad y con los tres niveles de gobierno; el Mando Único tendría que analizar si se modifica o si hay un cambio de rumbo en la estrategia”.