¿A quién creerle?

0
584

Marco A. Vázquez

Cd. Victoria, Tamaulipas.- Lluvia de sueños, buenos deseos, promesas y lodo fue lo que vimos al iniciar las campañas rumbo a la elección de presidente de la República, en general pocas propuestas o, como dicen por mi barrio, poca carnita.
En lo local, en quienes aspiran a los puestos del Senado o quieren ser Diputados federales representando a los tamaulipecos, tampoco observamos cosas sobresalientes, discursos, optimismo y la eterna cantaleta que van a ganar.
Los candidatos se han concentrado en decir a la gente lo que quiere escuchar aunque, para desgracia del pueblo, sin el menor sustento, en algunos casos, con la historia en contra. Va un ejemplo.
La fórmula del PRI al Senado compuesta por Yahleel Abadala y Alejandro Guevara Cobos dicen una cosa y su historia nos hace pensar lo contrario.
Le detalló, la mujer hizo colocar espectaculares en diversas ciudades del Estado y orquestó una campaña en redes sociales con un video, en ambas estrategias solo resalta su profunda vergüenza por los colores del partido que abandera los cuales no utilizó, vaya, ni siquiera pone el logo visible; por parte de su compañero de fórmula, Alejandro Guevara, este empezó bien, en recorridos, luego practicándose el antidoping y asegurando que presentaría su declaración de impuestos, patrimonial y también de conflicto de intereses pero apenas se salió de su zona de confort y empezaron sus errores como lo fue hablar de violencia, de inseguridad, y no está mal, es lo que nos duele, lo malo para él es que son líos que nos dejaron como herencia los anteriores gobiernos de su partido y temas de los que poco habló o lo dejaron mudo mucho tiempo.
Ahí vienen los problemas, cómo creerle a Yahleel si reniega de su partido pero sin atreverse a aceptar los pecados que ha cometido el mismo o cómo creerle a un candidato que hasta hoy se da cuenta que vivimos violencia, si todavía no es capaz de acusar a sus compañeros de partido de ser los que engendraron todo este terror y violencia que vivimos.
Pero ellos, los candidatos del PRI al Senado de la República por el Estado de Tamaulipas, son el ejemplo, los otros candidatos de los demás partidos andan por las mismas.
Por supuesto que debemos buscar un candidato que nos beneficie a todos, ponderar sus puntos buenos y malos, meterlos a la balanza y elegir a quien represente más beneficio para el pueblo, Yahleel y Alejendro Guevara son humanos, también lo son Ismael García Cabeza de Vaca, Américo Villarreal Anaya y Oscar Martín Ramos que irá por el PANAL, todos ellos tienen virtudes, también defectos, pecados y aciertos, eso es lo que tenemos que evaluar para tomar una decisión, qué domina en cada uno de ellos como para votar a su favor o en contra.
Lo mismo pasa con los candidatos a la Presidencia de la República, las ofertas y el discurso que hizo Ricardo Anaya en su visita a Tamaulipas son para tomarse en cuenta, más cuando reconoce y que tenemos problemas de seguridad y un notorio abandono de la federación al Estado que promete con él no sucedería, veremos que dice Andrés Manuel y esperemos a Margarita y a José Antonio Meade, hay que escucharlos a todos, revisar la historia de todos, las propuestas y las promesas concretas que le hagan al Estado.
Una tarea, debata con sus amigos de la política pero sin obsesionarse, escuche, argumente, luego abraza y sonría con agradecimiento a quienes se hayan prestado al ejercicio porque de esa forma buscamos un mejor futuro para nuestros hijos, no odie, ni sienta fobias ni se ciegue por sus filias o lo que cree es bueno, entre todos es más fácil abrir los ojos y no engañarnos.
Los discursos son bonitos, sueños que trazan el ideal de Estado que buscamos los tamaulipecos tener porque nos lo merecemos, el problema es a quién creerle si todos nos dibujan un mundo color de rosa pero sus historias de vida política nos hacen dudar, porque además ni siquiera nos dicen como habremos de llegar a ese ideal y eso es lo que pretendemos descubrir, a quien creerle o quién nos da más garantías de que sus ofertas y promesas son serias, realizables.
En otras cosas… La Secretaría de Salud de Tamaulipas confirmó tres casos de dengue en lo que va del año, atendidos de forma oportuna y recuperados al 100 por ciento.
El tema se da a conocer para invitar a la ciudadanía a acudir a los centros de salud en cuanto existan sospechas de padecer la enfermedad toda vez que existe vigilancia epidemiológica, control de vectores, fumigación, eliminación de criaderos y promoción de las medidas preventivas entre la población y que históricamente, durante el primer trimestre de cada año, se confirmaban entre 70 y 80 casos.
La Secretaría de Salud invita a la población a mantener limpios sus patios y techos de todos los objetos inservibles que acumulen agua y acudir a su centro de salud ante síntomas como malestar general, dolor muscular y de articulaciones, fiebre, dolor detrás de los ojos, conjuntivitis no purulenta, erupciones en la piel, por mencionar algunos.
@CENADeNegros1 le agradecerá un Me Gusta en su página de facebook y que nos siga en la cuenta de twitter @gatovaliente, además le dejo el correo electrónico a sus órdenes para lo que guste y mande… marcovazquez20001@hotmail.com