Burla a la muerte familia que venía de Reynosa con destino a Miquihuana

0
138

Por Redacción

Cd. Victoria, Tamaulipas.- Una familia que venía de Reynosa y se trasladaba a Miquihuana se salvó de morir cuando volcara la camioneta en la que viajaban, luego que el conductor dio una dormitada en el volante.

 Técnicos en Urgencias Médicas se trasladaron este lunes al kilómetro cuatro de la carretera Rumbo Nuevo para brindarles los primeros auxilios a los miembros de una familia. La mayoría solo presentaba golpes leves ya que todos traían puesto su cinturón de seguridad, y solo dos menores fueron canalizados al Hospital Infantil para una valoración más exhaustiva.

La delegación de Tránsito Local informó que el vehículo accidentado es una camioneta tipo Voyager color celeste.

De acuerdo con las investigaciones de los agentes de tránsito, la unidad era conducida por Bruno Mejía y se desplazaban en sentido de norte a sur.

Debido a que  manejaba cansado y presuntamente dio una dormitada abandonó la superficie de rodamiento y después intentó incorporase a la misma pero ya había perdido totalmente el control del volante, lo que ocasionó que volcara varias veces hasta quedar en posición normal.

En un trayecto de más de 100 metros la unidad dejó el rastro de rallones de los neumáticos hasta desaparecer justo al chocar con un señalamiento carretero, derribándolo en su totalidad.

Trascendió que la familia compuesta de un matrimonio, hijos y varios sobrinos venían de de Reynosa con destino a Miquihana luego de haber pasado un fin de semana en la ciudad fronteriza.

Personas que presenciaron los hechos  se encargaron de dar aviso al número de emergencias 911 y pedir la intervención de la Cruz Roja.

Al final la unidad fue trasladada al corralón por una grúa particular y su conductor a rendir su declaración por escrito a las oficinas de Tránsito.