Ojo: la retinopatía diabética es la primera causa de ceguera en México

0
8169

Por Agencias

Ciudad de México.- En México más de 3 millones 600 mil pacientes con diabetes presentan algún grado de daño visual por retinopatía diábetica, enfermedad que se ha convertido en la primera causa de ceguera en el país, dijeron ayer especialistas al celebrarse el Día Mundial de la Visión.

Abel Ramírez, fundador de la Asociación Mexicana de Retinopatía Diabética A.C., explicó que la pérdida de visión o la disminución en su calidad es un síntoma que se presenta cuando la afección ya está avanzada, por lo cual recomendó a quienes han sido diagnosticados con niveles altos de glucosa en la sangre acudir lo antes posible con el oftalmólogo para detectar el problema en etapas tempranas y así evitar la ceguera.

Una vez que aparece la enfermedad no se cura, sólo se le puede controlar, explicó el especialistas en conferencia de prensa, donde se dio a conocer la creación de la Coalición Barómetro de Retinopatía Diabética México, en la que confluyen asociaciones médicas y organizaciones de la sociedad civil, con el fin de apoyar a los pacientes con educación y estrategias para un diagnóstico oportuno, así como la implementación de tratamiento integral.

Jans Fromow, de la Asociación para Evitar la Ceguera en México, señaló que la retinopatía diabética es la principal causa de perdida de la visión en adultos en etapa productiva -de 20 a 65 años-, con profundas consecuencias de salud, económicas y sociales, por lo que urge establecer acciones puntuales para su prevención y control.

Agregó que es posible retrasar el inicio y la progresión de la afección en la población con diabetes. Se calcula que en el país hay 12 millones con ese malestar, pero para lograrlo se requiere el compromiso del sistema de salud pública para invertir a largo plazo.

Abel Ramírez resaltó que los pacientes por su lado, tienen la responsabilidad de mantener el control de su diabetes, a través de la adherencia al tratamiento y estilos de vida saludables.

El adecuado control de los niveles de glucosa en sangre puede reducir el inicio de la retinopatía diabética en 76 por ciento y la progresión de la enfermedad en 54 por ciento.