Albañil de Ciudad Victoria muere trágicamente al caer del andamio de la obra

0
476

Por Redacción

Cd. Victoria, Tamaulipas.- Un obrero que cayó de un andamio de poco más de seis metros de altura cuando estaba trabajando en una obra en construcción murió en el hospital a donde fue llevado de emergencia para tratar de salvarle la vida.

Los hechos ocurrieron sobre libramiento Naciones Unidas, metros antes de llegar al bulevar Tamaulipas, justo donde se construyen las oficinas de una empresa aseguradora.

Los mismos obreros marcaron al número de emergencias 911 para pedir la pronta intervención de los cuerpos de auxilio.

Minutos más tarde una ambulancia de Cruz Roja de Ciudad Victoria arribó al lugar para dar los primeros auxilios a quien fue identificado con el nombre de José Luis “N”, de aproximadamente 60 años de edad.

El humilde albañil, que tenía su domicilio en la colonia Obrera fue inmovilizado y posteriormente subido a una camilla para ser trasladado aún con vida al Hospital General de esta capital.

Sin embargo horas más tarde se notificó que la persona había fallecido a causa de las severas lesiones, entre ellas el traumatismo severo de cráneo

Según comentaron algunas personas que se encontraban en el lugar José Luis se encontraba trabajando sobre un andamio y aún no se sabe cómo fue que perdió el equilibrio y cayó desde lo alto impactándose brutalmente contra el suelo.

Las mismas personas que se encontraban en la obra corrieron de inmediato a tratar de auxiliarlo mientras que otras marcaban a través de su teléfono celular al número de emergencia 911.

Al mismo sitio acudieron agentes de la Policía Estatal quienes confirmaron los hechos facilitando el acceso de los cuerpos de auxilio.

La persona fue trasladada de emergencia al nosocomio donde posteriormente se informó que lamentablemente había fallecido.

La Unidad General de Investigación se trasladó al nosocomio para tomar conocimiento y el cuerpo será trasladado al Servicio Médico Forense para que se le practique la autopsia de ley.

Compartir
Artículo anteriorLa migración política
Artículo siguienteMargarito