Prenden en Tamaulipas focos amarillos por presencia de bacterias agresivas en hospitales

0
847

Por Lupita Álvarez

Cd. Victoria, Tamaulipas.- La sub secretaría de Calidad y Atención Hospitalaria de la Secretaría de Salud encendió los “focos amarillos” por la contaminación de microorganismos en los nosocomios, lo cual recientemente derivó en el fallecimiento de tres bebés en el hospital general de Tampico “Dr. Carlos Canseco”, provocados por una bacteria llamada “Acinetobacter baumannii”.

El titular de la dependencia, Mario Cantú Salinas señaló que aunque en los hospitales de Tamaulipas se manejan protocolos muy estrictos, en las unidades de cuidados intensivos existen microorganismos muy agresivos que pueden causar una enfermedad en los bebés inmunodeprimidos.

“El microorganismo es muy agresivo. Hace 15 años se oía muy poco de este tipo de contaminaciones, pero ahora cada vez ha sido más frecuente. La razón de esto es el uso indiscriminado de antibióticos, que han hecho resistentes a estos microorganismos; en el caso de algunos hospitales se han intentado medidas de contención, porque la mejor medida para evitarlo es el aseo de médicos, enfermeras y el resto del personal, pero también de los familiares. Con justicia tienen la necesidad de tocar a los paciente y en ocasiones eso también puede provocar una contaminación”, explicó.

El funcionario aseguró que en las clínicas y hospitales de la entidad siempre se refuerzan las medidas de higiene, y prueba de ello es que a nivel nacional Tamaulipas tiene un buen lugar por las medidas aplicadas en los nosocomios.

Sin embrago, dijo que pese a ello “tenemos que poner ‘focos amarillos’ y darle mayor profundidad y continuidad al trabajo que hacemos”.

Reiteró que en los hospitales tienen protocolos de aseo muy estrictos, a lo que se añade que cuentan con neonatólogos muy buenos.

“Nosotros tenemos protocolos de manejo muy estrictos en las unidades de cuidados intensivos: el aseo de manos cada que entres, el cambio de guantes entre que veas a un paciente y veas a otro, la aplicación de medidas de aseos de manos, incluso para los familiares, todo es muy estricto”, enfatizó.

Reiteró que “el problema al que nos enfrentamos en las unidades de cuidados intensivos es que cualquier patógeno, que normalmente en tus manos o en las mías no provoque ninguna enfermedad, en los pacientes que están inmunodeprimidos pueden causar un problema”, advirtió Mario Cantú Salinas.