Reculan el Congreso y Soto: no subirá predial ni se cobrará por la basura en Tamaulipas

0
439

Por Felipe Martínez Chávez

Cd. Victoria, Tamaulipas.- En respuesta al “exhorto” del gobernador Francisco García Cabeza de Vaca, la fracción del PAN en el Congreso del Estado dio reversa a incrementar el impuesto predial y al cobro del servicio de limpieza pública en los 43 municipios de Tamaulipas.

La “reculada” estuvo a cargo del diputado Arturo Soto Alemán, quien “en un acto de responsabilidad absoluta”, como lo consideró, solicitó al pleno devolver a comisiones los dictámenes que ya contenían el visto bueno para decretar tales gravámenes.

Con ello también le dieron para atrás a los aumentos a tablas catastrales -base para el cobro del predial- de los ayuntamientos de Matamoros, Reynosa, Tampico y Tula, que contenían nuevos valores de hasta un 10 por ciento adicional en comparación con el 2019.

Devolvieron a la Comisión de Finanzas, Planeación, Presupuesto y Deuda Pública -que preside el propio Soto Alemán-, y a la de Estudios Municipales, el dictamen que contenía homologar el predial en el uno por ciento de los valores catastrales.

A ambos documentos se les harán “nuevas valoraciones” para someterlos al pleno el domingo, antes de clausurar el primer periodo ordinario de sesiones.

El exhorto del Gobernador se dio alrededor de las tres de la tarde de este miércoles por vía twitter: “Considerando la compleja situación económica que atraviesa el país, me permito exhortar de manera respetuosa a los diputados del Congreso a evitar incrementos al impuesto predial, ya que ello afectaría de manera directa al bolsillo de las familias tamaulipecas”.

El llamado surtió milagrosamente efectos inmediatos.

A las seis de la tarde se reunió el pleno y, a iniciativa de Soto -señalado como el autor intelectual del cobro- echaron abajo la idea de lesionar el bolsillo de los tamaulipecos.

Intervino además el coordinador parlamentario, Gerardo Peña Flores, para aceptar la suspensiva  de los dictámenes “a fin de reflexionar y reconsiderar algunas de las particularidades de los mismos”.

Agregó que una vez más “se demuestra el compromiso de diálogo y consenso” para escuchar a la población.

No obstante, comentó que seguirán insistiendo en conseguir más ingresos, alcanzar “justicia presupuestal” para el gobierno del estado y los municipios de Tamaulipas.

A esta sesión plenaria que fue pospuesta de las 13:00 a las 18:00 horas, extrañamente, como no se veía en varias sesiones, asistieron los 36 diputados integrantes de la legislatura.

Después de rectificar los aumentos impositivos, otras corrientes políticas expusieron su opinión.

Patricia Pimentel Ramírez, de Movimiento Ciudadano, definió la propuesta de los cobros como “una ocurrencia de aumentar impuestos y luego arrepentirse” y afirmó que ella nunca votaría a favor.

Por su parte Leticia Sánchez Guillermo, de Morena,  dijo que “es muy bueno rectificar el camino”.

Aunque precisamente fue una iniciativa del priista Florentino Aarón Sáenz Cobos (él dice que no), la coordinadora de la bancada tricolor, Yahleel Abdala Carmona, trató de reivindicarse al manifestar que el tema de predial y basura “eran una falta de respeto cuando vemos deficiencia en los servicios primarios” que prestan los municipios.

En iniciativas el pleno dio entrada al llamado “paquete fiscal” que incluye la Ley de Ingresos, el Presupuesto de Egresos para el ejercicio 2020 y reformas y adiciones a otras ocho Leyes relacionadas, enviadas por el Ejecutivo, cuyos contenidos  no fueron divulgados.

JALON DE OREJAS AL ALCALDE DE VALLE HERMOSO

Desde tribuna la priista Abdala Carmona solicitó al Congreso punto de acuerdo para enviar “jalón de orejas” al alcalde de Valle Hermoso, Gerardo Aldape Ballesteros por violaciones graves al Código Municipal y la propia Constitución de Tamaulipas.

Dijo que ocho integrantes del cabildo pidieron al presidente convocar a sesión pero se negó a hacerlo. Fue así que ellos, con base en la Ley, decidieron reunirse y destituir al secretario del ayuntamiento.

Sin embargo al día siguiente Aldape, en una violación a la Constitución, decidió “ratificar” al funcionario, cuando él no tiene facultades ni existe esa figura en reglamentación alguna.

Si no está capacitado para cumplir su función, dijo, Abdala pidió al edil  que renuncie porque, en el PRI, “no podemos permitir que se violente la Ley”.