Multas económicas ‘doblan’ a partidos

0
259

Felipe Martínez Chávez

Cd. Victoria, Tamaulipas.- Antonio Salathiel Bonilla Cervantes trabaja para el ayuntamiento de Río Bravo con categoría de Subdirector. Aunque no es militantes panista, le debe fidelidad al partido que es administración, el PAN.

El año anterior, “sin su consentimiento” fue nombrado representante de casilla -elecciones de diputados locales- para la causa del Partido Movimiento Ciudadano.

Presentó denuncia y el fin de semana el INE declaró culpable al partido de violar el derecho constitucional de Bonilla de afiliarse por voluntad, o no.

Lo malo: El “castigo” para el culpable fue una amonestación pública, algo que les vale gorro a los líderes.

En condiciones “normales” el INE estaría aplicando una multa de 51 mil 745 varos por cada afiliación “forzosa” confirmada.

Desde enero del 2019 el árbitro nacional otorgó “perdón” para las irregularidades que se cometieran durante el resto del año. Puros “jalones de orejas” y nada que afecte el dulce billete.

Sin embargo a partir de este lunes, luego de concluida la validación de militantes en las organizaciones políticas, se vuelven a actualizar las sanciones económicas. Los dirigentes tendrán que andarse con mucho tiento o se quedan sin subsidio. Deben reportar inmediatamente cualquier renuncia.

Listos y corregidos los padrones, el Instituto Electoral calcula que dejó de aplicar multas por más de 500 mil millones de pesos, una cifra que estaría embargado el subsidio (prerrogativas le llaman para que no suene tan feo) por varios años.

Prometen los  fiscalizadores que en adelante no habrá perdón para nadie que afilie sin consentimiento o que haga trampas. Les quitarán lana de a 51 mil por “piocha”. Los “doblaron”.

Cada partido se comprometió a “portarse bien” en adelante, mantener actualizadas sus listas. Sobre advertencia no hay engaño.

Para dar una idea de lo mal que andaban, es necesario decir que los siete tenían registrados padrones por 13 millones 543 mil militantes y, al cierre de la validación, quedaron cuatro millones 280 mil 470. Tan solo el PRI superaba los seis millones.

Es así que eliminaron a diez millones de militantes, casi el 62 por ciento de los padrones que presumían.

Ni afiliación forzada ni corporativa. Cada quien por voluntad, y también reportar a los muertos y “perdidos”.

A nivel doméstico, el Revolucionario Institucional tenía en Tamaulipas alrededor de 350 mil empadronados; se quedó con algo más de 62 mil, pero sigue siendo el más numeroso de la entidad.

Uno más: Don Javier Villarreal Terán, conocido como El Babas, de El Mante, aparece en la lista tricolor como el afiliado 334 mil 140, cuando hace años se fue para Morena y pica piedra en busca de nómina de la 4T.

Doña Edna Rivera López es diputada local por el Movimiento de Regeneración Nacional, pero aún está en el padrón priísta con el número 264 mil 624, afiliada desde el 2013. Ya debe estar en el padrón pejista.

Los partidos prometen “portarse bien” a partir de la fecha. Si no lo hacen se quedarán sin billetes.

Esos del INE son muy quisquillosos, desconfiados hasta de su sombra.

Ya realizan en Tamaulipas lo que llaman “Programa de la Verificación Nacional Muestral 2020”.

Visitarán mil 524 domicilios para sostener entrevistas con ciudadanos inscritos (o presuntamente) en el padrón electoral, verificar si existen o es puro cuento.

Comprobarán que el documento fue otorgado realmente a una persona que vive ahí; que no sea extranjera, que no haya muerto y requisitos similares.

Si la información es que murió, los verificadores exigirán copia del acta de defunción.

Este proceso terminará el 15 de marzo y, al final, darán un informe de qué tan apegado a verdad es el padrón y calcular porcentaje de ciudadanos que no están inscritos.

Bien por el INE. No debe confiar en la información que le proporcionan aquellos que van a conseguir su credencial. Puede haber trampas mil.

En otros asuntos, se le complica al PRI la renovación de las dirigencias municipales en la zona sur. Renunciaron los presidentes de los comités municipales en Tampico, Madero y Altamira. Parece asunto mediático.

Bueno, renunciar es un decir porque  Carlos de los Reyes, Soel Cruz Leos y Manuel González Arellano, ya se van. Los dos últimos esta misma semana que comienza, según la convocatoria que desde hace días expidió el CDE.

El de Madero tendría varios días más de gracia. No ha salido la convocatoria. Por tal motivo el comité estatal designó en forma interina a Gustavo González Balderas, que bien podría quedarse los siguientes tres años.

Según el dato, las Comisiones de Procesos Internos de 30 municipios, entre ellos Tampico y Altamira, recibirán este lunes entre las diez y doce del día el registro de fórmulas para presidente y secretario general. Si van planillas únicas, casi de inmediato entrarán en funciones. No irán a las urnas.

Nos vamos por hoy.