nvestigadores de la UAT exponen importancia de ecosistemas costeros de México

0
237

Por Redacción
Cd. Victoria, Tamaulipas.- Científicos de la Universidad Autónoma de Tamaulipas (UAT) disertaron la ponencia «Ecosistemas costeros y cambio climático», en la que alertaron respecto al aumento de los gases denominados “de invernadero”, cuyo fenómeno podría aumentar las temperaturas en los próximos 50 años.
La presentación del tema se llevó a cabo durante la Semana del Medio Ambiente organizada por el Instituto de Ecología Aplicada (IEA) con la participación del Doctor Leonardo Uriel Arellano Méndez, especialista en microbiología y ecosistemas costeros.
Durante la exposición, el investigador universitario habló de sus proyectos relacionados con el cambio climático, con pastos marinos y manglares en las costas tamaulipecas y otras regiones del país, en donde puso de relieve la importancia de preservar los ecosistemas costeros y mitigar el impacto del calentamiento global en las costas mexicanas.
Apuntó que el año 2019, fue considerado el año más caliente a partir de que se empezaron a tomar los datos, con los cuales se ha estado verificando y viendo que se está incrementando el calentamiento global.
Explicó que el calentamiento global es cuando las variables climáticas dentro del patrón normal, se ven rotas y se empieza a presentar el exceso, y esto es debido a la emanación de gases denominados “de efecto invernadero”, como son el bióxido de carbono, nitrógeno y metano, principalmente, que son generados por la acción humana, por el trasporte e incluso hasta por el alimento.
Destacó que se ha pronosticado que en los próximos 50 años aumentará la temperatura entre 1.4 y hasta 5.8 grados centígrados, lo que significa que se generará más calor y que el Polo Norte será cada vez menos frio, tras agregar que en el Polo Sur sucede lo mismo, porque se está presentando descongelamiento.
Agregó que con esto se empieza a ver un aumento del nivel del mar, pues hasta mayo de 2019, había 94.4 mm de elevación del mar, lo que genera alteraciones en el ciclo de producción de los alimentos, modificación del ciclo hidrológico, extinción de especies animales y vegetales, aumento de temperatura y la concentración de bióxido de carbono.
Abundó en su ponencia que el calentamiento global hace que se calienten los mares templados y tropicales y se intensifiquen los fenómenos climatológicos.
Mencionó, que según estudios internacionales, a la humanidad le quedan pocos años para trabajar en minimizar el impacto del cambio climático, y evitar que en 50 años la temperatura pueda aumentar hasta 6 grados centígrados.
Señaló la importancia de minimizar la deforestación de los bosques tropicales, pero sobre todo de los ecosistemas costeros, los bosques de manglar, las áreas de pastos marinos, pues se ha observado que a pesar de que la cobertura de bosques es mucho mayor a la de ecosistemas costeros, estos últimos secuestran más bióxido de carbono que los bosques tropicales.
“Los ecosistemas costeros son muy frágiles, puesto que cuando se quitan las zonas de manglares y de pastos marinos, se libera ese carbono secuestrado y se va de nuevo a la atmosfera”, añadió.
Puntualizó que uno de los grandes problemas, es ver la manera de no romper estos ecosistemas y tratar de llevarlos otra vez a que haya más cobertura de bosques de manglar, ya que en los últimos 40 años se han eliminado más del 40 por ciento de los bosques de manglar que se tienen a nivel mundial.