Médicos Sin Fronteras refuerza su trabajo en Tamaulipas por Covid-19

0
406

Por José Gregorio Aguilar

Cd. Victoria, Tamaulipas.-   Los servicios de salud que Médicos Sin Fronteras (MSF) prestan en los municipios de Reynosa y Matamoros para atender pacientes graves de Covid-19 han aumentado debido a que no solo se proporciona atención a la población migrante sino a cualquier persona que pueda necesitar apoyo a causa de la enfermedad.

Desde finales de mayo, y en coordinación con el sistema hospitalario de esos  municipios fronterizos, la organización internacional  abrió dos centros de tratamiento Covid-19 en los gimnasios multidisciplinarios de los campus de la UAT con el fin de atender a la población migrante y a la población víctima de la violencia, explicó  Valerio Granello, coordinador de proyecto para MSF en Matamoros y Reynosa.

“Con la llegada del Covid-19, desde la mitad de marzo,  que es cuando empiezan las restricciones por la contingencia,  estuvimos readaptando nuestras actividades para poner en marcha tanto en los albergues como en los campamentos de migrantes todas las acciones para tratar de prevenir la propagación del virus”, mencionó.

MSF ha desplegado una red de apoyo con alrededor de 200 profesionistas de la salud, entre enfermeras, camilleros, vigilantes, promotores de la salud, trabajadores sociales  y psicólogos, y existe una estrecha coordinación con las autoridades hospitalarias para  referir a los pacientes que requieran de oxígeno, ya que esta organización no cuenta con servicio de terapia intensiva.

 “Montamos dos centros en coordinación con autoridades sanitarias de la Mesa de Seguridad  y estamos reportando todos los datos de los dos centros tanto a nivel local como estatal,  justamente para coordinarnos con las diferentes entidades porque los dos centros de tratamiento Covid son para pacientes que necesiten apoyo de oxígeno, pero nosotros no contamos con servicio de terapia intensiva y eso significa que tenemos que colaborar con los hospitales en momentos en que se necesite referir pacientes a un nivel de cuidado superiores, por eso es que participamos en la coordinación”.

Médicos Sin Fronteras es una organización médica y humanitaria internacional que aporta ayuda a las víctimas de desastres naturales, humanos o de conflictos armados en cualquier país del mundo. Desde el 2017 trabaja en Reynosa  atendiendo a sobrevivientes de violencia, y en Matamoros desde el 2018 prestando servicios de salud a solicitantes de asilo y deportados.