Complicado nombrar líder de Morena

0
268

Felipe Martínez Chávez

Cd. Victoria, Tamaulipas.- Vaya que es complicado el proceso de Morena para nombrar a su líder nacional. Es que se recibieron 105 solicitudes de quienes se consideran aptos y con derechos.

Resulta que una tercera parte no eran militantes y quedaron descalificados. Siguen “vivos” 35.

Salvaron la honra de los tamaulipecos los dos que jugaron por las siglas de esta tierra: Jorge Salomón González, de El Mante, para presidente, y Jorge Prisciliano Rentería Campos para secretario general. Son militantes comprobados.

Si en la lista final de seis no quedan, será porque la decisión está tomada desde las cúpulas a favor de Mario Delgado Carrillo.

¿Cómo se van a eliminar? Pues a través de otra encuesta. Se le llama “de reconocimiento” para reducir el número de “suspirantes” y para tal efecto el INE contrató a otras tres empresa demoscópicas que harán la tarea: Demotecnia, Mendoza Blanco y Asociados y Parametría.

Aparte están las otras tres que harán lo que es la encuesta formal para decidir sobre presidencia y secretaría general.

El “reconocimiento” se llevará a cabo del 16 al 22 de septiembre, por un método que dos expertos pondrán en marcha a última hora, pero que bien pudiera ser por consulta telefónica ¿de qué otra manera?.

Lo que es propiamente el sondeo definitivo se dará entre el 26 de septiembre y 2  de octubre.

Se insiste en que las encuestas no son un método democrático para este tipo de actividades. Los resultados pueden ser inducidos o manipulados.  No hay como el voto directo en la urna.

De todas maneras el partido se gastará una buena lana a descontar de las prerrogativas federales.

En este proceso que ya dura varias semanas el que más ruido hace es Alejandro Rojas Díaz Durán, muy conocido en Tamaulipas, quien solicitó al Instituto Electoral “piso parejo”. Sabe que es el más conocido, el que ha recorrido el país para dialogar con los militantes.

 En caso de quedar él, varios de sus amigos amarrarían diputaciones federales y locales -mayoría y minoría- para el juego del 2021. Uno de ellos Don Javier Villarreal Terán, el mismo que dejó temblando la Tesorería de El Mante cuando fue alcalde. Sus colaboradores se robaron hasta la sala de espera de presidencia.

Pero este es otro asunto que merece trato especial, dado que Javo también espió a sus colaboradores, dirigentes empresariales, comerciantes y líderes partidistas, para enterarse solo de infidelidades conyugales.

Siguiendo con partidos, por las siglas priístas el jerarca Edgardo Melhem Salinas se reportaba desde Nuevo Laredo. Hizo un llamado enérgico a las autoridades electorales a que vigilen el desarrollo del proceso para evitar que “el gobierno meta las manos como se ha dado en ocasiones anteriores”.

No dejó claro qué gobierno y en qué ocasiones anteriores, dado que es la primera vez que se da la alternancia del poder en Tamaulipas. La hegemonía fue del tricolor.

Sobre las próximas elecciones, el INE hizo cambios de demarcación en 26 seccionales a nivel nacional, entre ellos dos de Tamaulipas.

No se “notan” pero se ubican en Matamoros (IV distrito) y Reynosa (IX). La idea es que en cada uno los padrones ciudadanos no disminuya de cien electores, pero tampoco pasen de tres mil.

Es lo que menos importa a partidos y candidatos.

Por cierto, no cayó bien al PAN la adición a los lineamientos para las coaliciones y candidaturas comunes aprobada por el IETAM. Se dio apelación a través de Samuel “El Oaxaco” Cervantes Pérez.

Debe tener razón por cuanto a que los partidos de nueva creación no necesitan probar su “fuerza” estatal para ir en alianza, si ya lo  hicieron en el ámbito federal.

Por lo pronto el PES de los cristianos deberá jugar solo en Tamaulipas y en México entero.

Es posible que el Tribunal Electoral le conceda registro a México Libre, el partido de Felipe Calderón y Margarita Zavala. Impugnaron porque creen que tienen la razón.

El problema está en las aportaciones económicas de más de un millón de pesillos que hicieron simpatizantes, cuyo nombre no aparece en los informes de fiscalización. Si convencen a los magistrados, estarán en las boletas del 2021.

No hay fecha que no llegue  ni plazo que no se cumpla y es así que  este 15 de septiembre, a las cuatro de la tarde, la Lotería Nacional rifará el avión (sin avión) presidencial que no quiere utilizar López Obrador.

A varias horas de la fecha límite aún quedaba el 30 por ciento del boletaje. La decisión es que, si caen premios en los no vendidos, el beneficiario será el Instituto de Salud al que se destinará el recurso.

El 3 de marzo AMLO compró el primer “cachito” de los cinco millones que se mandaron imprimir. En más de seis se vendió poco menos del 70 por ciento.

Hay cien premios de 20 millones de pesos, menos impuestos.

Para el 16 de septiembre habrá nuevos millonarios en México y el avión seguirá siendo del Gobierno. En dos años no se ha podido vender. Pareciera estar maldito.

Este lunes el Gobernador Francisco García Cabeza de Vaca denunció en conferencia de prensa en Palacio de Gobierno que, para 2021, la federación contempla una reducción de transferencia de recursos paras el estado por 735 millones de pesos. Desde 2017 las bajas superan los tres mil 800 millones en programas recortados o cancelados, dijo.